Distanciamiento, perifoneo y seguridad vial: Las medidas municipales con las que Arica combate al Covid-19

14 de Junio de 2020

931 visitas


Desde la llegada del Covid-19 a Chile, la Municipalidad de Arica ha trabajado sin descanso para controlar de la mejor manera el número de contagios en la comuna, diseñando un Plan de Acción que, con el pasar de los meses, ha sido potenciado con nuevas medidas para resguardar a las familias de la ciudad.

Una de ellas ha sido el intenso perifoneo iniciado desde antes de que la cuarentena haya sido decretada, que llevó a funcionarios municipales a cada rincón de la ciudad para entregar las recomendaciones de salubridad. Una iniciativa pensada para quienes no cuentan con acceso a internet u otros medios de comunicación, con el fin de que el mensaje sea entregado a todos.

La medida ha sido implementada también en el paseo 21 de Mayo, lugar donde fueron instaladas bocinas que, con la ayuda de las cámaras de televigilancia, emiten un audio incentivando a las personas a mantener la distancia social.

Ensanchamiento de calles

También en el centro, el Programa de Movilidad Urbana, la Dirección de Tránsito y el Programa de Revitalización de Barrios, implementaron medidas preventivas para mantener la distancia entre las personas, como el ensanchamiento de la acera de calle Baqueano y la demarcación de calle Sotomayor. Esto último, junto con la instalación de tachas, obligará a los conductores a respetar el máximo de velocidad de 30 kilómetros por hora.

Distanciamiento físico

Como una inédita iniciativa a nivel nacional, y que ya comenzó a ser replicada en ciudades como Concepción, fue presentada la ordenanza municipal que establece la distancia mínima entre las personas que deban ingresar a recintos públicos o privados, en el contexto de la pandemia por Covid-19.

Hasta el pasado jueves había plazo para que las empresas se sumaran a la iniciativa, que a principios de semana contaba con casi la totalidad de los recintos céntricos sumados. La aprobación de la medida por el Concejo Municipal tuvo como argumento las constantes aglomeraciones de público que diariamente son apreciables en el paseo 21 de Mayo y que ponen en riesgo la salud de las personas.

Es así como los recintos bancarios, comerciales y públicos extenderán los resguardos sanitarios hacia afuera de sus respectivos edificios, entregando mayor seguridad a sus clientes y usuarios mientras realizan las filas de espera.

A este grupo de medidas se suman otras como el Plan de Sanitización, que ha permitido cubrir más del 98 por ciento de la ciudad con agua desinfectante pulverizada; la erradicación de microvertederos gracias al Plan de Higiene, que ha permitido sacar más de 12 toneladas de desperdicios de las calles; y las atenciones domiciliarias de la Atención de Salud Municipal.